Tuesday, May 17, 2016

trópico

una profunda compañía
hallé en tus manos hirvientes,
en la templada lluvia
que impaciente regó en nuestros días
una comprensión tibia, celeste, viva.